Desde sus inicios en el año 2012, Huevos Coccó se ha centrado en la avicultura alternativa, con gran preocupación por el bienestar animal. Con la experiencia adquirida en su granja campera, decidieron, en el ejercicio 2015, iniciar nuestra andadura en la producción de huevo ecológico.

¿Cuál es el entorno del producto?

Nuestra granja está situada en Titaguas, municipio localizado al noroeste de la provincia de Valencia, a 89 km de la capital, en la comarca de Los Serranos. Zona privilegiada pendiente de ser nombrada la primera reserva de la Biosfera valenciana.

Alejadas de cualquier núcleo urbano y rodeadas de montañas y vegetación, es un lugar óptimo para la crianza de nuestras gallinas ecológicas.

El bienestar de una gallina está directamente ligado a su capacidad de desarrollar su conducta natural. Una gallina feliz es una gallina con libertad para picotear por el suelo, hacer ejercicio, darse baños de tierra o subir a un palo cuando se siente amenazada

¿Qué diferencia a Coccó?

Las gallinas ecológicas, al igual que las camperas, no están afinadas en jaulas y pueden moverse con total libertad, accediendo a los parques exteriores y alimentándose libremente de hierba, granos, gusanos y otros alimentos que obtendrán por su cuenta en los parques.

El hecho de que puedan moverse en espacios al aire libre no quiere decir que coman solo lo que encuentran, pueden picotear alguna hierba o bichito, pero en todos los casos, el pienso ecológico es la base de su alimentación. 

No obstante, con el pastoreo, las aves tienen acceso permanente a pastos o forrajes, la alfalfa, hierba fresca y las plantas aromáticas (romero, tomillo, lavanda) contienen xantofilas, que le dan ese color característico a la yema.

Mientras los sistemas intensivos destinados a producir huevo convencional persiguen la máxima productividad de las gallinas y la obtención de un producto homogéneo destinado a un mercado donde la competencia es intensa, el sistema de producción de huevos ecológicos, ofrece al consumidor un producto diferenciado de alta calidad, valor añadido y donde se garantiza el bienestar animal.

¿Cómo se crían las gallinas para que el producto sea 100% ecológico?

En este tipo de explotaciones se prohíbe el empleo de cualquier sustancia química y de origen artificial. Los animales se deben encontrar libres en campos sobre los que no se hayan utilizado abonos químicos ni plaguicidas.

Al ser muy pequeños los lotes de gallinas ecológicas, se requiere un manejo mas cuidadoso y adecuado por parte de el granjero, siendo uno de los requisitos imprescindibles para la producción de huevos ecológicos es que nuestras gallinas dispongan de corrales con suficientes refugios y bebederos.

De la granja a la mesa

Los huevos Coccó, por el modo de producción que siguen, poseen un alto valor añadido respecto de los huevos obtenidos con explotaciones convencionales.

No prima la tasa de producción, sino la calidad de los huevos y la calidad de vida de las gallinas. Estos rasgos son cada vez más demandados por el mercado actual, con consumidores exigentes y concienciados por la calidad agroalimentaria y el bienestar animal.

Como consecuencia, el objetivo de la empresa es obtener una producción de huevos ecológicos que abastezca un porcentaje del deficitario mercado actual, mantiendo unos altos estándares de calidad del producto y velando por el bienestar animal de sus gallinas.

Compromiso medioambiental

La explotación avícola es respetuosa con el entorno y siempre se busca la máxima eficiencia de los recursos, la minimización de los residuos y su correcta gestión, cumpliendo con las prescripciones establecidas en la licencia ambiental, de cuerdo con la capacidad productiva de la instalación.

 

Facebooktwittergoogle_pluspinterestmail