Es una leche altamente nutritiva y proteica. Aporta ácidos grasos esenciales, sobre todo los imprescindibles omega 3. Ideal para trastornos intestinales y constipados.

Ingredientes:

  • Una taza de semillas de lino (puedes encontrarlas en nuestros supermercados a granel)
  • Un litro de agua
Preparación:
  1. Pasar las semillas por un molinillo.
  2. Licuar con el agua.
  3. Dejar reposar 2 a 3 horas, filtrar y endulzar.

Facebooktwittergoogle_pluspinterestmail